Seguro Social por Incapacidad

Seguro de Incapacidad del Seguro Social (SSDI) y Seguridad de Ingreso Suplementario (SSA) son dos programas separados pero similares diseñados para proporcionar beneficios mensuales en efectivo a las personas que no pueden trabajar debido a una discapacidad. Son dos de los programas federales mayores que proveen asistencia a personas con discapacidad. Dependiendo del tipo de discapacidad que una persona sufre, los beneficios pueden ser proporcionados temporariamente o permanentemente.

Seguro Social por Incapacidad (SSDI) le paga beneficios a usted y algunos miembros de su familia si usted ha ganado suficiente salario reportado y pagado la cantidad requerida de los impuestos del Seguro Social para ser considerado “asegurado”.

Ingreso de Seguro Suplementario (SSI) utiliza los mismos criterios para la “discapacidad” como el programa de SSDI, pero solo otorga beneficios si sus ingresos y recursos son muy bajos, si ha o no ha trabajado en el pasado. Usted puede pensar en ella como la asistencia pública federal para personas en desventaja económica que no pueden trabajar debido a una discapacidad.

ISi usted o un ser querido está luchando para recibir beneficios de seguro social por incapacidad, nuestros abogados SSD de Carolina del Norte pueden ayudarle a ejercer sus derechos y explorar sus opciones legales. Los abogados de Seguridad Social por incapacidad de Riddle & Brantley, LLP son expertos en el sistema de seguro social por incapacidad y pueden ayudar a que usted y sus seres queridos luchen por los beneficios que les corresponde.

Para una revisión gratuita y sin compromiso de su demanda de seguro social por incapacidad, llene el formulario que se encuentra a su derecha para una evaluación de su caso gratuita – es estrictamente confidencial.

En los Estados Unidos, se estima que 10.6 millones de personas reciben beneficios por discapacidad, y desde 1985 el número de beneficiarios casi se ha duplicado. En el 2011, el trabajador discapacitado promedio recibió $ 1,110 en beneficios de seguridad social cada mes, y en la mayoría de los casos, también es elegible para el seguro de atención médica a través de Medicaid o Medicare.

A pesar del creciente número de personas que reciben la ayuda, cada año a cientos de miles se les niega beneficios o sus beneficios son descontinuados. En el 2012, aproximadamente el 35% de los solicitantes de seguro social por incapacidad fueron en realidad otorgados los beneficios.

¿Quién es elegible para los beneficios del SSDI?

Con el fin de calificar para el seguro social por incapacidad, un individuo debe tener una condición médica que cumple con la definición de la discapacidad de la Oficina de Seguro Social.

Una persona es considerada incapacitada si:

Estas discapacidades pueden incluir aquellos que sufren de condiciones crónicas de salud, lesiones al nacer, y los que se encuentran incapacitados debido a una lesión en el lugar de trabajo.

Además algunos de los familiares de las personas con discapacidad también pueden calificar para los beneficios de seguro social por incapacidad, así, como:

De acuerdo con la Administración del Seguro Social una divorciada/o también puede ser elegible para los beneficios si la pareja estaba casada desde hace más de una década y la divorciada/o es por lo menos 62 años y no volvió a casarse.

¿Cuánto Tengo Que Pagar Para Asistencia de Riddle & Brantley, LLP?

En primer lugar, no cobramos por la consulta inicial. Si usted decide que le gustaría que nosotros lo representemos, cobramos lo que se llama una “cuota litis”. Esto significa que usted no nos deberá ningún honorario por el abogado a menos (1) que ganemos su caso, y (2) su beneficio premiado incluya “beneficios atrasados.” Beneficios atrasados son el dinero que se le debe por el tiempo desde la primera vez que se incapacitó hasta que empiece a recibir los beneficios mensuales. Nuestra tarifa, que deberá ser aprobada por el Juez de Derecho Administrativo, es una cuarta parte de sus beneficios atrasados o $6,000, lo que sea menor. Si no gana su caso, o si usted gana, pero no tiene derecho a ningún beneficio, no nos debe nada. Cualquier tarifa que nosotros ganemos es enviada directamente por la Administración del Seguro Social cuando paguen sus beneficios. Rara vez, nuestros clientes tienen que realmente escribanos un cheque por los honorarios del abogado.

Si gano mi caso, ¿cuánto voy a recibir?

La cantidad mensual de beneficios es diferente para cada individuo. Se basa en una fórmula compleja que tiene en cuenta la cantidad que pagó en el sistema de impuestos del Seguro Social, así como otros factores. La gravedad de su lesión, enfermedad o condición no es un factor. La mayoría de los beneficiarios de SSDI reciben entre $300 y $2,000 al mes. El beneficio mensual promedio actual para SSDI es alrededor de $1,100. El monto máximo del beneficio, no importa la cantidad que pagó en el sistema, es actualmente $2,642.

Contacte Nuestros Abogados de Seguro Social por Incapacidad Hoy

¿Se ha lesionado hasta el punto de que ya no es capaz de trabajar? ¿Cree que usted es elegible para Seguro Social por incapacidad? ¿Ya ha aplicado para el beneficio de seguro social por incapacidad? ¿Le han negado en la etapa inicial o reconsideración? Si ha contestado sí a alguna de estas preguntas, el bufete de abogados de Carolina del Norte de Riddle & Brantley, LLP puede ayudarle a obtener ingresos suplementarios seguro social por incapacidad.

Nuestros profesionales pueden ayudarle a usted a través de todo el proceso y proporcionar una guía para asegurar que usted reciba los beneficios que se merece. Riddle & Brantley, LLP puede ayudar a determinar los detalles de su caso y recomendar el mejor curso de acción a tomar. Obtenga más información en la página de preguntas frecuentes de Seguro Social por Incapacidad.

Tenemos varias oficinas localizadas a través de Carolina del Norte sirviendo con orgullo las siguientes áreas:

Póngase en contacto con nuestros abogados de seguro social por incapacidad en Riddle & Brantley, LLP hoy al 1-800-525-7111. Nuestros abogados y el personal están atentos y dedicados a conseguir los resultados que usted se merece.

Nuestros abogados están muy felices de hacer visitas a domicilio, hospital o al hogar de ancianos si sus lesiones le impiden ir a nuestras oficinas. Además, una consulta gratuita y el horario de citas flexibles están disponibles para su conveniencia.

Si prefiere ponerse en contacto con nosotros en línea, llene el formulario gratuito que está en la esquina superior derecha de esta página para la evaluación de su caso.